.

.
...Diciembre
.
 
Una bola abraza como de fuego el día que se abrillanta a la usanza de la fruta que rellena el pan dulce.
La bola se acerca al continente con tentáculos rojizos incandescentes que se posan sobre lo verde. Brotan chispas irrefrenables que salpican como bengalas la madrugada y el anochecer.
"¡Las brevas están que arden!" ­festeja la adolescente que trepa a la higuera con flechas destartaladas- "¡Los pájaros hicieron su trabajo!" ­añade- "Picotearon de lo lindo" ­concluye.
El festejo de la primera fruta coincide con la navidad. La mejor señal crece a la luz del sol que se estaciona en la isla. Se anuncia la calidez que se apropiará de todo terreno.
Se anuncia la embriaguez de los rayos luminosos que iniciarán su combustión fructífera en plantas y ciruelos.
La adolescente trepa a otro árbol y se enchastra la boca de remolacham luego escupe un carozo pelado y rojo como un glande insolado.
 
 
Voz: Javier Cofreces
 
.
"Los Árboles Piscianos"
® Horacio R. Gerpe
 
Poemas de Alberto Muñoz e Javier Cofreces
...
Copyright © Horacio Gerpe 2015
Special Editions Ars Libri Editora